3DMark siempre ha sido un referente en cuanto a benchmark de PC se refiere y desde hace unos meses se anunció un nuevo test que pondría a prueba las capacidades DirectX Raytracing de las GPU de los nuevos modelos que son compatibles con esta característica.

El nuevo test recibirá el nombre de “Port Royal” y será un nuevo test a resolución 2560 x 1440 que pondrá a prueba nuestras GPU bajo las técnicas Ray-Tracing que mejoran los reflejos, sombras y otros efectos que se pueden lograr ahora bajo estas técnicas.

3DMark asegura haber trabajado de cerca tanto con AMD, Intel y NVIDIA, además de haber contando con la participación de la propia Microsoft para crear una implementación de primer nivel de su API DirectX Raytracing.

Cualquier GPU que sea compatible vía drivers con DirectX Raytracing podrá ejecutar este test, aunque por ahora los únicos tres modelos con soporte nativo para esta tecnología son las RTX 2080 Ti, RTX 2080 y RTX 2070 de NVIDIA.

El nuevo test se mostrará en el evento GALAX GOC Grand Final de overclock que se celebra el 8 de diciembre y estará disponible al público a partir de enero de 2019.

 

Comentarios