AMD ha hecho su primera parada Budapest en su tour de presentación de Radeon RX Vega. En esta demostración la compañía llevó equipos configurados con CPUs AMD Ryzen 7 equipados con GPUs Radeon RX Vega y NVIDIA GeForce GTX 1080 en los que se podía ver títulos como Battlefield 1 y Sniper Elite 4 en ejecución a resolución de 3440 x 1440.
Lo que no se podía ver era absolutamente nada más, pues los equipos y los monitores estaban cubiertos para que la gente no pudiese ver las configuraciones exactas, sin descontar que no había ninguna monitorización de framerate ni absolutamente ninguna utilidad similar.
Parece ser que AMD ha realizado este evento de esta forma para mostrar si los usuarios podían encontrar alguna diferencia entre la gráfica de la firma y la de la competencia, por lo que podemos tener claro que las intenciones de AMD con Vega es competir directamente contra ella, descartando a la NVIDIA GeForce GTX 1080 Ti. Poco más os podemos contar, porque como podéis ver el secretismo ha sido máximo, por lo que os dejamos con las fotos del evento.
 

 
 

Comentarios