Análisis – Bake ‘n Switch

0
29

Streamline Games presentaba hace un año Bake ‘n Switch un nuevo party game para hasta cuatro jugadores cooperativo para Steam y Nintendo Switch, un título que puede recordar bastante a Overcooked, pero que realmente esconde una jugabilidad estilo Smash Bros. muy interesante.

Bake ‘n Switch nos presenta una selección de 6 cocineros con habilidades diferentes y hasta 100 niveles repartidos por dos mundos, un contenido abrumador que asegura decenas o cientos de horas de juego con otros tres amigos para esta propuesta. Nuestro objetivo será salvar a las criaturas hechas de masa que pueblan este mundo, muchas de ellas con aspecto animal, para ello tendremos que proteger a estas sobradamente “lindas” criaturas de los enemigos que tratan de devorarlas, unos bichos con muy mal genio.

Gráficamente el juego opta por un estilo muy amigable y adorable, al menos en lo que a las criaturas de masa se refiere, el aspecto de los cocineros es bastante mejorable, pero los diversos skins que podemos desbloquear suplen un poco este diseño y la falta de variedad. Cada uno de los personajes tiene habilidades únicas y una habilidad definitiva que podremos usar para acabar con los enemigos, el juego de alguna manera recuerda también a un Turret Defence aunque bastante más caótico, de ahí de la comparación con Smash Bros o Overcooked. Las animaciones del juego van más allá de cumplir su función y es una gozada ver las escenas que van rellenando la campaña, cada personaje tiene su propia personalidad y eso es algo que se agradece en el largo plazo, es toda una fiesta ver el juego en movimiento.

Conclusiones

Streamline Games define el juego como un “violently cute co-op party brawler” y no se equivoca para nada en esta descripción, el juego tiene un acabado genial y su jugabilidad caótica hace que salten carcajadas de tanto en tanto, mientras que las escenas provocan ataques de “monosidad” que no pueden frenarse.

Si eres adicto a los party games y tienes amigos para jugarlo, sin duda es un recomendado, si no, deberías alejarte de el, puesto a no ser que seas muy hábil con dos manos para jugar con dos personajes a la vez, este juego no tiene un modo para un único jugador, algo que Overcooked solventó con la posibilidad de intercambiar cocineros, pero que Bake ‘n Switch simplemente ignora, quizás por ser un juego con una jugabilidad diferente. El modo online también carece de un matchmaking que te permita encontrar a otros jugadores, por lo que también dependemos de jugar con algún amigo que tenga el juego. Esto deja a Bake ‘n Switch con tener que jugarlo en casa con amigos o comprar varias claves para jugarlo a través de la red.

En resumen creo que es una apuesta interesante, pero creo que al menos debería haber incluido un matchmaking con otros jugadores que quieran jugar en red y que no formen parte de nuestra lista de amigos, algo que sin duda limita su jugabilidad a pesar de ser un party game estupendo. Pero teniendo en cuenta que la principal función de un party game es jugar con amigos, esto no ha afectado seriamente a nuestra nota, a la que finalmente le otorgamos nuestro galardón Gamerbits de Oro.

Eloy Puigcerver
Apasionado de los videojuegos, el hardware y el entretenimiento audiovisual, mi propia trifuerza que trato de plasmar cada día en Gamerbits.