Para mi sin duda uno de los juegos más esperados de este verano era la secuela del divertido multijugador Overcooked. Muchas características estaban sobre la mesa en busca de mejorarse de cara a una segunda parte y finalmente llegó la hora de volverse a encontrar con Kevin y su desastroso dueño de la realeza, el Señor Cebolla.

Overcooked 2 llega con una nueva historia, en la que el Rey Cebolla la ha vuelto a liar parda gracias a utilizar despreocupadamente el “Necronoñamcón”, la versión culinaria del Necronomicón. Lejos de invocar los habituales zombies, el Rey Cebolla ha creado una masa con la cual han aparecido los llamados “Pandemonium”, que no son más que unos panes zombies con un apetito insaciable.

Como es habitual, el Rey volverá a depender de nosotros sus chef, que casualmente pasábamos por allí, para enfrentar a la horda de panes y saciar su apetito. Pero primero deberemos recorrer de nuevo el mundo para aprender todo tipo de recetas y enfrentar los nuevos desafíos que nos presenta la secuela.

El primer cambio que vamos a encontrar es un buen numero de nuevas recetas, entre las que destacan las de Sushi, las empanadillas y varias combinaciones nuevas de recetas clásicas. Overcooked 2 aboga por combinar más recetas en cada pantalla, con más preparación en muchos casos y cocinas más complejas, por lo que la dificultad ha aumentado en cuanto a saber moverse y organizarse en las nuevas cocinas.

Overcooked 2 puede parecer algo más sencillo que su primera parte en los primeros compases, sobretodo para todos aquellos que tengan experiencia ya en sus desafíos. Pero la dificultad irá aumentando considerablemente según vayamos avanzando en el mapa y las nuevas habilidades como la posibilidad de lanzar objetos a cierta distancia jugarán un papel fundamental a la hora de lograr superar ciertos niveles.

Una de las principales faltas de Overcooked era su modo online, un modo que si está incluido en esta segunda parte, pero que conlleva cierta problemática. Por supuesto jugar online a este tipo de juegos era algo necesario, pero la ausencia de un chat de voz hace que el juego se vuelva frustrante si no encontramos jugadores de nuestro nivel y tengamos muchos problemas a la hora de organizar el trabajo.

Ghost Town Games ha incluido un sistema bastante limitado de emoticonos que sirven más que nada para indicar aquello que estamos haciendo, que lamentablemente sirve para poco más que señalar lo evidente o enfadarse con otro jugador sin que este entienda el por qué.

Una de las mejoras más importantes en cuanto a jugabilidad ha sido mejorar todos los iconos que indican las herramientas para cocinar, siendo más fácil entender para los novatos como preparar las recetas despues de haber visto los tutoriales que nos esperan al comienzo de cada nivel. Ahora es mucho más sencillo moverse por la cocina entendiendo ya como funciona cada elemento y es más fácil reconocer donde está cada uno de ellos, algo que en su primera parte causaba ciertos problemas.

En el lado negativo, los desarrolladores no parecen haber tenido en cuenta que tres o cuatro jugadores experimentados pueden lograr llevar al juego hasta un cuello de botella en cuanto al respawn de platos se refiere, y es que podemos llegar a un punto donde no aparecen suficientes platos (ni limpios, ni sucios) para servir las recetas, lo cual limitará nuestra puntuación final.

Otro punto negativo es su edición física, ya que en el caso por ejemplo de Nintendo Switch tendremos que desembolsar 10€ adicionales a cambio de obtener 4 chef adicionales y disponer del juego en el habitual cartucho. Mientras que en Playstation 4 son 5€ adicionales y en Xbox One apenas hay que desembolsar 1,5€ adicionales por sus ediciones en disco.

En resumen, Overcooked 2 como su primera parte es el juego ideal para pasar una tarde o noche divertida con varios amigos, mientras disfrutamos de las peleas que supone organizar el trabajo de cocina en estos locos restaurantes. Sin duda mejora a su primera parte y su bajo precio hace de el casi una compra obligada.

Por eso finalmente hemos optado por nuestro galardón GamerBits Oro, más que merecido para esta secuela. Y por supuesto recomendamos su compra para jugar de forma local con amigos, ya que creemos que es una de las mejores opciones de hoy en día.

Lo mejor:

  • Jugabilidad mejorada
  • Más variedad de recetas y cocinas
  • Precio bajo
  • Posibilidad de jugar online
  • Perfecto para veteranos y novatos

Lo peor:

  • Algunos detalles y bugs por pulir
  • La edición física es bastante más cara y aporta poco