Be Quiet, uno de los más conocidos fabricantes en soluciones térmicas, chasis y fuentes de alimentación de baja sonoridad, acaba de presentar su nueva linea de fuentes de alimentación de formato SFX y certificación 80plus GOLD, ofreciendo así lo bueno de los tres mundos: baja sonoridad, pequeñas dimensiones y calidad de construcción.
Uno de los mayores problemas con fuentes de alimentación de estos tamaños suele ser que su diseño compacto obliga a usar ventiladores de pequeñas dimensiones, que han de funcionar a más revoluciones generando mucho ruido. Eso no sucederá con las nuevas SFX-L de Be Quiet, pues el fabricante se las ha ingeniado para poder emplear un ventilador de 120mm generando así una disipación mayor a mucha menor revoluciones.
Estas nuevas unidades de Be Quiet serán completamente modulares y vendrán formatos de 500 y 600W, lo cual es más que suficiente para cualquier ordenador de pequeñas dimensiones. Además, estas nuevas fuentes de alimentación también cuentan con un adaptador a ATX, para poderla emplear en chasis convencionales.
Las nuevas Be Quiet SFX-L se encuentran ya disponibles a un precio de 109€ para el modelo de 500W y 129 para el modelo de 600W.
 

Comentarios