El año pasado Blizzard sorprendía a los usuarios de Diablo III con el evento “The Darkening of Tristram”, el cual devolvía a la vida el clásico Diablo original con un apartado gráfico y niveles inspirados en la primera entrega. Este año Blizzard ha decidido volver a repetir este evento que celebra la fecha de lanzamiento del primer diablo el 31 de diciembre de 1997, por lo a partir de año nuevo podremos volver a las clásicas mazmorras hasta el 30 de enero.
Aquí está la descripción oficial del evento por parte de Blizzard:
 
Detener a los cultistas
Tu viaje comienza tras el rastro de un grupo de misteriosos seguidores que causan problemas en Sanctuary. Mientras los cazas en el Modo Aventura, descubrirás pistas que conducen a un portal en el pasado de Tristram, y la terrorífica oscuridad que se apoderó de la ciudad hace tantos años.
Explora la Catedral
Sigue las pistas y pronto te encontrarás en el reino de la gloriosa RetroVision ™, donde se alza una catedral demasiado familiar. Explora las profundidades y descubrirás enemigos familiares y objetos icónicos, todos animados en el motor Diablo III. Mientras tanto, en las profundidades de las catacumbas, el mismísimo Señor Oscuro espera a cualquier intrépido aventurero que se atreva a desafiarlo.
Descubre Precious Loot
¿Qué es un juego de Diablo sin un nuevo botín brillante para llamarlo propio? Completar actividades en el evento de aniversario produce efectos únicos de transformación, logros, retratos, mascotas y más. Si bien algunas recompensas son fáciles de encontrar, otras pueden tener que recorrer cada rincón o desbloquear cada logro antes de poder ponerles las manos encima. ¿Puedes ganarlos a todos? ¡Solo hay una forma de averiguarlo!
Tu viaje comienza …
Recompensas exclusivas y enemigos desafiantes te esperan, ¡pero no durarán para siempre! El evento de aniversario comienza el 1 de enero a medianoche PST y finaliza el 30 de enero al mismo tiempo. Ingresa al calabozo, cosecha tus recompensas y sobrevive a los males internos, o muere en el proceso, nunca más se sabrá de él.