La décimo primera entrega de Dragon Quest, Ecos de un pasado perdido, ha alcanzado según Square Enix los más de cuatro millones de copias vendidas en todo el mundo y entre todas las plataformas en las que se ha comercializado.

Por supuesto el mayor éxito de Dragon Quest XI: Ecos de un pasado perdido se ha dado en territorio japonés, donde el juego ha vendido entre las versiones de 3DS y PlayStation 4 la friolera de 3 millones de copias vendidas solo hablando de formato físico. Lo cual deja algo más de un millón de copias vendidas que se distribuyen entre el resto del mundo y la versión digital del juego en el país del sol naciente.

Square Enix todavía tiene pendiente el lanzamiento de la versión Nintendo Switch de Dragon Quest XI, en la cual la ausencia de fechas empieza a ser preocupante. Mientras que la versión 3DS del título todavía se desconoce si llegará fuera de Japón.

Comentarios