No son raros en estos días los parches para juegos que cambian casi al completo todos los datos anteriores y parece que Overwatch no va a ser una excepción, ya que desde los foros oficiales se está advirtiendo ya que un nuevo parche obligará a sus jugadores a reinstalar el juego completo.

Al parecer, Blizzard explica que el nuevo parche modifica sustancialmente el cliente del juego, por lo que un parche habitual de pequeño tamaño no es suficiente y se requiere de la instalación completa del juego para aplicar todos los cambios necesarios.

Blizzard admite que no es la solución ideal y que descargar cerca de 10 GB puede ser molesto para muchos usuarios con conexiones lentas, por lo que se ha decidido avisar con suficiente antelación para que estos estén preparados. El parche afecta tanto a las versiones de PC, como Xbox One y PlayStation 4.