Epic Games ha confirmado mediante su CEO Tim Sweeney, que la llegada de Fornite a Android no será a través de la Play Store de Google, si no desde su propia web donde se podrá descargar el título de forma directa.

Este curioso movimiento se debe a la comisión de Google impuesta para utilizar su plataforma, que hoy en día alcanza el 30% de las transacciones realizadas. Por lo que un juego en formato free-to-play no tiene un pago inicial, pero Google si se llevaría el 30% del pastel de las microtransacciones, algo que para Epic Games resulta inaceptable.

Epic Game se excusa en que solamente un 70% de las ganancias es inaceptable para estudios que han de rentabilizar sus títulos, sobreotodo para una plataforma que no ofrece un hardware como es en el caso de las consolas, donde Epic Games goza de acuerdos con los principales fabricantes para promocionar su título.

Comentarios