Gigabyte acaba de añadir una nueva solución mini-ITX a su línea de tarjetas gráficas. Se trata de la nueva Gigabyte Radeon RX 560 4G, una tarjeta gráfica de pequeñas dimensiones (170mm de largo), acompañada de 1024 shaders, 128 bit de bus, componentes Ultra Durable 2 (low rds mosfets / ferrite chokes / condensadores sólidos) y unas frecuencias en modo gaming de 1189MHz y 1199MHz en el modo OC, junto con los 4GB de memoria GGDR5 funcionando a 7GHz.

La refrigeración de la nueva Gigabyte Radeon RX 560 OC 4G corre a cuenta de un bloque de aluminio en contacto directo con el núcleo, que a su vez es disipado por un ventilador de 90mm diseñado por Gigabyte que promete hasta un 23% más de circulación de aire que diseños tradicionales. En las salidas de vídeo podemos encontrar 1x HDMI 2.0b, 1x DisplayPort 1.4 y 1x DVI-D Dual-Link.