Según DigiTimes Intel no solamente adelantará su plataforma “Basin Falls” X299 desde Agosto hasta Junio, sino que además habría adelantado en su roadmap los sucesores de los procesadores Kaby Lake-X de cuatro núcleos en este Socket. Estamos hablando de los procesadores Coffee Lake, una nueva arquitectura que ofrecería como novedad procesadores de seis núcleos como máximo y un IPC mejorado, que hasta ahora se esperaban para el segundo trimestre de 2018, pero que finalmente llegarían durante el tercer trimestre de 2017.
Si esta información es cierta significaría que o Kaby Lake-X va a tener una vida muy corta como procesador de gama mainstream dentro de esta plataforma entusiasta o que directamente Kaby Lake-X actualmente esta cancelado para esta plataforma. Además de estos procesadores, la nueva plataforma entusiasta de Intel dispondrá de la arquitectura Skylake X que dará vida a procesadores de seis, ocho y diez núcleos respectivamente, aunque algunos rumores señalaban que el conteo de núcleos podría ampliarse.
Esta noticia en si no solamente afecta a la futura plataforma X299, de hecho, Coffee Lake es la arquitectura mainstream que debería llegar también con la plataforma X370 a lo largo de 2018, y si esta se adelanta este mismo año, es posible que durante el verano o después del verano veamos ya la nueva plataforma junto a los nuevos procesadores que como no seguramente también aportarán (¡Por fin!) procesadores de seis núcleos como tope de gama para plataforma.
Con esto queda claro que Intel comienza a mover sus cartas agresivamente ante la llegada de Ryzen de AMD, que a pesar de que todavía es una plataforma muy inmadura, ha entrado con una linea muy agresiva de precios y con procesadores de ocho núcleos en su plataforma base.