El juego del que os hablaremos está semana en Jueves va de retro se ganó en su momento un espacio especial en mi corazón gamer. Ya que muchas veces muchos juegos los conocemos de antemano o los llevamos esperando mucho tiempo, pero otros como este y como fue mi caso llegan de repente sin previo aviso.

La historia de hoy va sobre Grandia, un JRPG desarrollado por Game Arts que apareció en 1997 para Sega Saturn y que llego a nuestras fronteras en el año 2000 en PlayStation con la ayuda de Ubisoft. En aquella época un servidor no disponía de una PlayStation (tenia una Nintendo 64 que se le va a hacer), por lo que llega un día un gran amigo que si disponía de ella y compra un juego RPG de estética anime que llamaba bastante la atención.

Por desgracia, este disponía de los textos en inglés, por lo que al final el juego queda algo abandonado en su estantería y a mi me llega la oportunidad de disponer de una consola temporalmente, por lo que decido darle una oportunidad. Lo que encuentro en un principio es una cinemática llamativa de las de época seguida de esos toques anime que me llaman la atención, seguida de otra pequeña cinemática a lo trascendental y comienza el juego, diálogos en inglés, si, pero con voces que acompañan el juego.

Aunque por supuesto los juegos de la época tenían sus limitaciones gráficas, el juego presentaba escenarios en 3D acompañados de personajes en 2D de un gran nivel, personajes que además cobraban vida con un buen repertorio de animaciones. Animaciones que no solo hacían a los personajes más vivos, si no que desde los primeros compases del juego representaban escenas más allá de los movimientos habituales lo cual todavía daba más vida y mejoraba la estética anime.

Como decíamos, los diálogos en inglés estaban acompañados de voces en inglés que acababan de rematar la vida de los personajes. Todo ello terminado por retratos cambiantes de los personajes que estaban hablando que representaban mayormente las reacciones faciales de los personajes dentro del contexto de la conversación. Aunque los diálogos en voz no estarán siempre disponibles.

El juego basa su mundo en una fusión entre fantasía y desarrollo tecnológico, con algunos elementos de una poderosa civilización antigua perdida. Nuestra historia comienza en Parm, una pequeña ciudad donde reside Justin, el protagonista de la historia, el cual vive con su madre después de haber perdido a su aventurero padre. Justin es un romántico de la exploración y cree que a lo que la gente llama fin del mundo solo se trata de territorio inexplorado por descubrir, por lo que su madre teme que tome el fatídico camino de su padre.

Justin y Sue tras varias aventuras en su ciudad natal deciden salir a explorar el mundo y se acercan a unas ruinas de la antigua civilización, donde se topan con las fuerzas Garlyle y su general Baal, contra el que tendrán que enfrentarse para conseguir el artefacto que dejó el padre de Justin, la Spirit Stone. Esquivando a los soldados y adentrándose en las ruinas, Justin encuentra un artefacto holografico con el que conoce a Liete, la cual le indica que tienen que emprender un camino hacia la antigua ciudad del conocimiento Alento, donde podrán encontrar las respuestas que buscan.

Tras semejante revelación, Justin y Sue parten la mañana siguiente en un barco donde conocerán a la tercera protagonista Feena, una aventurera que tiene ciertos problemas con el presidente de la asociación de aventureros, ya que este pretende hacer que Feena se case con el quiera o no. Tras el viaje en barco hasta New Parm, empieza la aventura de verdad, ya que los protagonistas deberán adentrarse en bosque en busca de la antigua ciudad y descubrir los misterios que alberga el inexpugnable muro que se conoce como “El fin del mundo”.

Por supuesto no voy a spoilear toda la historia, ya que mi intención es la de solo daros a conocer el juego o hacer un pequeño recuerdo a quienes ya hubierais tenido la oportunidad de probarlo. Justin, Sue y Feena encontrarán a más compañeros y aliados en su camino, mientras que Baal y sus subordinados como el coronel Mullen, Leen, Nana, Saki y Mio nos podrán las cosas difíciles cuando nos encontremos con las fuerzas Garlyle.

Pasando al lado de los combates, Grandia disponía de un sistema por turnos basado en una línea temporal, ya que cada personaje o monstruo dispone de una velocidad de acción que hace que su turno se mueva más rápido o lento en la línea temporal. Esto hace que un personaje “ágil” adelante a otros para atacar antes, mientras que un personaje “lento” vea como otros llegan a atacar más veces. Esto también supone que algunos monstruos, sobretodo cuando son grandes, dispongan de varios turnos para una misma criatura.

La línea temporal y los turnos al final representan una oportunidad de plantear una estrategia, ya que sabemos cuando nos volverá a tocar y podemos planear los ataques, defensa o actividades de apoyo de una forma más compleja. Sea como sea, cuando uno de nuestros personajes alcanza la fase de comandos, la línea temporal queda pausada hasta que realizamos la acción, por lo que no debemos temer ser lentos para pensar que vamos a hacer en nuestros turnos.

Como la mayoría de JPRG, nuestras acciones se dividen entre ataques normales, ataques especiales, inventario, defensa y movimientos, este último es interesante, ya que nos permite mover a nuestros personajes cerca o lejos del peligro dependiendo de nuestra estrategia. Por ejemplo, podemos alejar a Sue que utiliza ataques a distancia y magia, mientras que Justin y Feena quedan en primera línea para tomar los combates cuerpo a cuerpo.

Los combates nos permiten disponer de hasta cuatro personajes y estos basan sus habilidades en las estadísticas que obtenemos por nivel y los objetos que vayamos equipando. Grandia es un juego que nos empuja a estar actualizando casi continuamente nuestro armamento y equipo, por lo que es recomendable revisar las posibles mejoras cada vez que os sea posible.

Volviendo a las acciones, el juego permite seleccionar al objetivo entre los enemigos o en algunas habilidades o magias seleccionar varios objetivos, o lanzar un hechizo tan potente que afecta a todos los enemigos por completo. En algunos combates nos tendremos que enfocar en acabar primero con un tipo de enemigo, mientras que algunos boss tienen estrategias para terminar con alguno de sus componentes para hacer que ya no pueda seguir lanzando ese ataque tan molesto que tanto daño nos hace.

Entre las habilidades y magias, encontrábamos buenas animaciones para representar cada una de estas acciones especiales, que junto a un buen repertorio y algunas que eran propias de los personajes multiplican su cantidad a niveles bastante interesantes. Por supuesto, al final siempre terminamos usando las más poderosas. Lo cierto es que a resumidas cuentas terminaremos ignorando la posibilidad de movernos y nos centraremos en atacar, mientras que los personajes de apoyo nos ofrecen mejoras de defensa, velocidad o HP, y hacen labores de curación la mayor parte del tiempo.

El apartado sonoro por su parte incluía buenos temas al nivel de la “grandiosidad” de la aventura, que acompañados con algunos diálogos y ataques en voz completaban este aparatado con bastantes garantías. De hecho, os dejo un vídeo con su tema principal interpretado por la Video Game Orchestra en 2012:

En resumen, Grandia fue un juego clásico JRPG que consiguió salir de Japón entregándonos una aventura excelente para la época que mezclaba con cariño las novedades 3D de la época y mejoraba de forma excelente el apartado 2D de 16-Bit que legaron las consolas como SNES y Mega Drive.

Sin embargo, a pesar de que la critica recibió con gran entusiasmo la llegada del juego, las ventas en Saturn se limitaron al mercado japonés, mientras que las de Playstation se resintieron debido a que habían pasado ya tres años desde que el juego se estreno en Japón. Por lo que muchos medios criticaron en la época que para cuando se lanzó Grandia en el resto del mundo, el juego ya había envejecido bastante frente a las novedades. Aun con todo, muchos medios citan a Grandia como uno de los mejores juegos de PlayStation, normalmente dentro de su top 30 o top 50.

El futuro de Grandia llegó más tarde con una secuela ya completamente en 3D para Dreamcast, que vio luz en otras plataformas algo más tarde. Desde mi punto de vista la secuela no continuista perdió gran parte del encanto del Grandia original, y a pesar de conservar el sistema de batalla mejorado y muchos elementos similares, Grandia había cambiado.

Grandia II llego prácticamente a Dreamcast en Japón a la vez que nos llegaba Grandia a PlayStation en el año 2000 para que os imaginéis hasta que punto el Grandia original había perdido parte de su valor como novedad siendo lanzado en una época en la que Dreamcast ya empezaba a mostrar apartados gráficos muy superiores a lo visto en la era PlayStation y Nintendo 64. Grandia II nos llego a nosotros en 2001, en 2002 para PlayStation 2 y PC.

La acogida de la segunda parte fue más baja y de alguna manera se siente como que sufrió parte del mismo destino que la primera parte, ya que se lanzó para Dreamcast con poca acogida y más tarde tuvo que enfrentar una vida en PlayStation 2 y PC contra títulos más modernos.

Grandia II además dejaba de lado hasta cierto punto ese descubrimiento de la primera entrega de civilizaciones antiguas, para centrarse en una historia con un gran componente religioso y el clásico bien contra el mal. Simplemente, era Grandia, pero era diferente.

Llegó a lanzarse una tercera entrega en 2005 como Grandia III en PlayStation 2, pero está no fue lanzada en Europa. La critica fue mucho peor que para sus dos anteriores entregas, por lo que imaginamos por que no hubo interés en hacer llegar el juego a Europa, a pesar de que fue relanzado en 2015 en PlayStation 3 como un clásico de PS2.

De hecho, una prueba de lo tan “importante” que resulta Grandia III, es que ahora mismo hay programado un HD Remaster de tanto Grandia I y Grandia II para Playstation 4 y Nintendo Switch para finales de este año, pero ni rastro de su tercera parte.

Aunque de cierto modo, de Grandia III personalmente no puedo decir mucho, puesto que al no llegar a Europa no he tenido la oportunidad de probarlo por mi mismo. Pero por lo que he podido ver en vídeos e imágenes en la red, todo me hace pensar que se han tomado más referencias del II que del I. Quizás algún día le de la oportunidad.

Los HD Remaster sin duda van a representar una nueva oportunidad para volver a conocer a Grandia y un servidor ya está esperando la versión de Nintendo Switch para echar sus manos encima en cuanto sea posible. Cosa que recomiendo si sois amantes de los JRPG.

Comentarios