Terminado en breve con el 35 aniversario de Super Mario y la próxima retirada del mercado del recopilatorio para Nintendo Switch de Super Mario 3D All-Stars, he querido dedicar la recuperación de nuestros Jueves va de Retro a Super Mario 64, un juego incluido en la colección que proviene de Nintendo 64 y que representa el primer juego en 3D de la franquicia de nuestro querido fontanero.

Super Mario 64 veía la luz el 23 de junio de 1996 en Japón en un tremendamente estrecho cartucho para Nintendo 64 de 64MB, donde su director, productor y diseñador Shigeru Miyamoto supo darle vida a un juego que no solamente marcaría el inicio de los Marios 3D, sino también que sentaría la base para todos los juegos de plataformas en 3D que llegarían en el futuro, algo revolucionario en su género.

Nintendo 64 era el principal apoyo donde el maestro Miyamoto sostuvo esta impresionante obra, ya que el nuevo hardware de la consola permitía la prácticamente ausencia de tiempos de carga entre niveles, mientras que los juegos de consolas con lector de CD-ROM, eran mucho más lentos. Inicialmente Super Mario 64 fue un juego de SNES pensado para jugarse desde el chip Super FX después de que Miyamoto trabajara en Star Fox, pero las limitaciones de la consola de 16-bit finalmente le hicieron optar por dar el salto al nuevo modelo de 64-bit.

El principal enfoque del juego sin embargo fue el nuevo mando de triple soporte de Nintendo 64, que mejoraba al de SNES con un mayor numero de botones y un joystick que facilitaba por mucho los movimientos en 3D dimensiones. El nuevo mando también contaba con un gatillo Z en su parte posterior y cuatro pequeños botones C que fueron el predecesor a lo que hoy usamos como Joystick derecho para controlar la cámara de muchos juegos.

Este cambio en el control de Mario permitió a los jugadores un tremendo abanico de nuevos movimientos en todas las direcciones, además de poder gatear como novedad, la variedad de saltos disponibles aumentó considerablemente para poder superar todo tipo de obstáculos o favorecer la creatividad de los jugadores con multitud de combinaciones posibles. Las posibilidades en Super Mario 64 son tantas, que estrenábamos triple salto, saltos hacia atrás e incluso piruetas para dar la vuelta con una voltereta y saltar desde una pared para alcanzar superficies a una mayor altura.

El apartado gráfico de Super Mario 64 puede parecer muy obsoleto a los estándares de hoy en día, ya que su estrecho cartucho de 64MB supuso muchas limitaciones en cuanto a la posibilidad de utilizar texturas detalladas, por lo que notaremos frente a otros juegos de Nintendo 64 posteriores texturas de calidad muy pobre en los escenarios y muy simples, los enemigos mejor detallados eran la excepción y muchos quedaron muy bien mezclando objetos 2D con 3D como el Rey Bob-Omb que encontramos en el primer nivel del juego.

A pesar de que los niveles del juego podrían parecer muy simples en cuanto a estructura 3D y se recurría mucho a utilizar objetos 2D como las rejas que podéis ver en la foto anterior, lo cierto es que para estar hablando de 1996 Super Mario 64 era muy avanzado, ya que en aquella época lo más avanzado que podríamos encontrar en 3D era un Quake de id Software, que por cierto, también llegaría a Nintendo 64 en 1998.

Las vidas ya no eran tan clave en Super Mario 64 frente a sus predecesores, ya que ahora contábamos con una contador de energía dividido en 8 secciones que nos permitía acumular daño antes de morir o bucear con este limite. En cuanto a las nuevas cámaras, ya os podéis imaginar que supone ser el predecesor de todos los juegos de plataformas en 3D, Miyamoto tuvo que crear tres modos de cámara distintos controlables desde los botones C que permitían seguir a Mario de cerca, a distancia o desde una cámara fija, todo pensado para que pudiéramos cambiar de cámara si era necesario al afrontar los diferentes obstáculos.

Nuestro objetivo en Super Mario 64 era el de rescatar a la Princesa Peach del malvado Bowser, quien había secuestrado a la princesa que amablemente nos había invitado a tomar tarta en su castillo, una presentación que si bien no parece muy impresionante ahora, en su momento causaba gran impacto al poder recorrer la zona exterior del castillo libremente. Dentro del castillo nos esperan un total de 15 niveles y 120 estrellas a recoger, cada uno de los niveles cuenta con 6 estrellas y el resto se han de recoger desde sus escondites secretos, dejando un total de 15 estrellas a buscar.

Además de un gran apartado gráfico, jugable y ser un referente para el género, el juego también contó con Koji Kondo para crear la banda sonora del juego, no en vano el veterano compositor de la saga ya había creado multitud de melodías inolvidables para la franquicia desde sus origines, no decepcionando en Super Mario 64. Este juego también fue el primero en incluir voces, ya que Charles Martinet dobló por primera vez a Super Mario en Nintendo 64, mientras que Peach y Bowser también contaron con sus propias voces.

Con todo esto la respuesta de la critica de aquel entonces por lo general le dio a Super Mario 64 una puntuación de más de 9 sobre 10 o 95 sobre 100, con la única excepción de la revista Edge que decidió otorgar la puntuación máxima de 10 sobre 10 que otros se reservaron para The Legend of Zelda: Ocarina of Time, que llegaría en 1998 a Nintendo 64 para proclamarse como el juego legendario que es hoy en día.

Super Mario 64 sin duda fue un título que marcó una época a pesar de que Nintendo 64 no fue tan popular como la compañía hubiera deseado durante su vida útil, pero sin duda hoy en día todavía alabamos este genial trabajo de Shigeru Miyamoto ya que incluso siendo una joya retro, sigue siendo tremendamente divertido saltar con Mario en la colección Super Mario 3D-All Stars, que recuerdo se retira el próximo 31 de marzo de 2021 de la venta y solo podrá adquirirse de unidades restantes en el mercado.

Eloy Puigcerver
Apasionado de los videojuegos, el hardware y el entretenimiento audiovisual, mi propia trifuerza que trato de plasmar cada día en Gamerbits.
Suscríbete!
Notificar
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios