La venta de PCs gaming y de accesorios está en alza, por lo menos según el reporte de GfK Researchers. De hecho, según el propio estudio la venta de PCs especificamente diseñados para el Gaming ha crecido nada más y nada menos que un 55%, pero eso parece peccata minuta comparado el crecimiento del 114% de los monitores diseñados para tal fin.
GfK Researchers también recalca que este está siendo uno de los principales motivos, o directamente el principal, de la venta de ordenadores y periféricos la primera mitad del 2017, sumándose además la demanda de portátiles gaming, sector el cual está viviendo su propio boom igualmente.
Después de muchos años donde se había dado por muerta a la plataforma, donde se decía que los usuarios tendrían más que suficiente con una tablet y una consola para su día a día, parece ser que el PC no sólo se resiste a morir, sino que está en uno de sus momentos más dulces desde su existencia.
 

 
Todo esto se puede ver no sólo en ese 55% de crecimiento sobre el año pasado, o el 24% de los portátiles gaming, sino que excluyendo al mercado norteamericano, el cual es uno de los más potentes, la mayor parte de los ingresos proceden del mercado de Europa Occidental, que fue responsable del 44 por ciento de todas las ventas con 682 millones de euros (un aumento de los ingresos del 11%. Asia y el Pacífico tuvo una cuota del 34% (ingresos: 522 millones de euros, aumento de los ingresos un 67%) y Europa oriental (incluida Rusia) 12% (ingresos: 193 millones de euros).
En el tema de los periféricos como puedan ser teclados, ratones y auriculares, el crecimiento ha sido de un 56%, pero entrando en el terreno de los monitores gaming, el crecimiento del 114% deja abiertamente clara la tendencia del sector y la demanda, y es que cada vez más usuarios quieren poder disfrutar de mejores experiencias en el mundo gaming.
Sin duda estamos hablando de unas grandes cifras que vienen a dejar claro que el PC está bastante lejos de estar muerto, sino que está más fuerte que nunca y con perspectivas aún mejores, aunque como todo mercado, tendrá un techo, el cual nos venderán como el fin del mundo del PC nuevamente, porque claro, algo hay que vender.