El canal de Youtube Moore’s Law is Dead ha publicado filtraciones sobre las especificaciones finales de los procesadores Intel de arquitectura Alder Lake y Raptor Lake, que serán la doceava y treceava generación de CPU del fabricante en los próximos años.

Como se sabía por los rumores anteriores, Intel introducirá en sus próximas generaciones de procesadores la arquitectura BIG.little que tan buenos resultados ha dado en las CPU basadas en ARM, lo que implica que cada nuevo procesador estará compuesto de un grupo de núcleos de alto rendimiento y otro grupo de núcleos de bajo rendimiento con un consumo muy reducido. La idea de BIG.little es apagar los núcleos de alto rendimiento en situaciones de baja carga o reposo para bajar el consumo del procesador significativamente, lo que debería suponer un gran ahorro de batería para equipos portátiles, pero Intel también utilizará esto en equipos sobremesa donde la ventaja de consumo podría no ser tan bien recibida, si el cambio supone un menor número de núcleos de alto rendimiento disponibles.

El primero en llegar sería Alder Lake, con una configuración 8+8 que Intel asegura que supondrá un 20% de mejora en tareas de solo un hilo, mientras que la mejora multi-hilo duplicaría el rendimiento. Alder Lake estará fabricado en el proceso 10nm SuperFin Mejorado, una versión más avanzada que la actual utilizada para los procesadores Tiger Lake.

Siguiendo a Alder Lake, llegará Raptor Lake, que no aumentará el número de núcleos de alto rendimiento y si aumentará los núcleos de bajo rendimiento hasta los 16 núcleos, por lo que veremos una configuración 8+16 que fomentará el uso de los núcleos little para las tareas cotidianas.

Los núcleos BIG utilizarán la arquitectura Golden Cove con un funcionamiento con HyperThreading habitual en las generaciones anteriores, mientras que los núcleos little Gracemont no dispondrán de HyperThreading, puesto que su enfoque es puramente en el bajo consumo.

Intel comercializará ambos procesadores como modelos de 16 núcleos y 24 núcleos respectivamente, equiparándose a una AMD que ofrece 16 núcleos como máximo en su plataforma sobremesa mainstream y 64 núcleos en su plataforma entusiasta Threadripper, lo que implicará cierta polémica al incluir en el conteo núcleos de bajo rendimiento mientras que el rival ofrece un grupo compuesto por núcleos de alto rendimiento, que además cuentan de dos hilos por núcleo.

Alder Lake debería tener soporte tanto para el protocolo PCIe 5.0 como PCIe 4.0, incluirá WiFi 6E, Thunderbolt 4 y un soporte híbrido de memoria DDR4 y DDR5, además de las versiones de bajo consumo LPDDR4 y LPDDR5. Otro cambio que quiere introducir Intel es su formato ATX12VO, que implica que desde la fuente de alimentación solo se ofrecerán 12V y será la placa base la encargada de transformar los voltajes donde sea necesario, esto debería reducir el coste de las fuentes de alimentación, favoreciendo un menor consumo eléctrico, pero haciendo más complejo el diseño de las placas base, que tendrán que incorporar un mayor enfoque eléctrico. Por ahora el formato ATX12VO parece que solo ha sido bienvenido por los fabricantes OEM.

Apasionado de los videojuegos, el hardware y el entretenimiento audiovisual, mi propia trifuerza que trato de plasmar cada día en Gamerbits.
Suscríbete!
Notificar
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios