Masahiro Sakurai, director de Super Smash Bros. Ultimate, ha anunciado esta mañana que el juego recibirá una actualización obligatoria el día de lanzamiento, por lo cual lo poseedores de la edición física tendrán que actualizar el juego antes de ponerse a jugar.

Sakurai no menciona los detalles de que viene a corregir este parche, pero muy probablemente este íntimamente relacionado con que desde hace uno días se están distribuyendo versiones piratas del título. Por otro lado, el director ha comentado acerca de la posibilidad de grabar vídeos de las partidas, aunque advierte que estos ocuparán mucho espacio en el almacenamiento de la consola.

Super Smash Bros. Ultimate tiene previsto su lanzamiento en Nintendo Switch el 7 de diciembre.

Comentarios