Quantic Dream cree que dos Xbox Series diferentes en especificaciones resultan confusas

0
13

En una reciente entrevista con Wccftech, David Cage, cofundador de Quantic Dream ha sido preguntado por su opinión sobre Xbox Series S, el modelo de más bajas características de Microsoft para la próxima generación que tiene por objetivo una resolución 1440p a 60FPS en vez de los 4K de su hermana mayor. El conocido desarrollador de origen francés se ha mostrado disgustado por la decisión de Microsoft de ofrecer dos consolas diferentes, ya que según el confunde a los jugadores y podría volverse todo un lastre para Xbox Series X si los juegos son diseñados para su hermana menor como base.

Muchos desarrolladores prefieren las consolas al PC porque con las consolas solo tienen que tratar con un hardware, mientras que el PC tiene varias configuraciones […] que hacen que su desarrollo sea más complejo. Muchos desarrolladores prefieren las consolas al PC porque con las consolas solo tienen que tratar con un hardware, mientras que el PC tiene varias configuraciones […] que hacen que su desarrollo sea más complejo.

Creo que es confuso para los desarrolladores, pero también para los jugadores, y aunque puedo entender las razones comerciales detrás de esta elección, creo que la estrategia es cuestionable.

Cage dice entender los motivos que han llevado a Microsoft a crear Xbox Series S, que no son otros que ofrecer una consola de nueva generación más económica con un perfil gráfico más bajo para que sea más accesible para todos aquellos “indecisos” o que no quieren desembolsar 500 euros por el nuevo modelo. Quantic Dream por su parte dice que optimizará sus títulos para ambas plataformas, algo en lo que ha ayudado su reciente desembarco en PC donde los jugadores de esta plataformas están pudiendo disfrutar de los hasta ahora exclusivos de PlayStation como Detroit: Become Human o Heavy Rain.

En cuanto a las diferencias en el desarrollo, ambas consolas usan la misma CPU prácticamente con una muy ligera variación de frecuencias, las grandes diferencias llegan en la GPU mucho menos potente de Xbox Series S con apenas 4 Teraflops contra los 12 Teraflops de potencia de Xbox Series X, mientras que Xbox Series S también adolece la falta de RAM con 10 GB de memoria frente a los 16 GB de Xbox Series X, lo que podría provocar alguna diferencia más allá de la falta de potencia de la GPU.

Eloy Puigcerver
Apasionado de los videojuegos, el hardware y el entretenimiento audiovisual, mi propia trifuerza que trato de plasmar cada día en Gamerbits.