Un nuevo escandalo para Sony y Capcom circula por las redes esta mañana, ya que un documento filtrado de Capcom ha revelado que Sony ha pagado al desarrollador japonés para impedir que Resident Evil Village pueda estar disponible en Xbox Game Pass. Este documento por ahora parece ser real a pesar de que se está cuestionando su veracidad.

La reacción en las redes es bastante clara al respecto de que Sony ha pasado de decir que Xbox Game Pass es insostenible a firmar acuerdos que claramente perjudican a la entrada de juegos al servicio de suscripción, lo que implica que los de PlayStation comienzan a temer el efecto positivo que está causando su competencia con este servicio que cada vez es más popular entre los jugadores de Xbox Series y PC. Sony sin embargo no ha conseguido la exclusividad de Resident Evil Village para sus consolas PlayStation, aunque no nos queda duda de que lo habrá intentado por todos los medios, ya que la fuga de exclusivos de su plataforma ha sido constante últimamente.

Este acuerdo de exclusividad se extenderá durante el primer año de vida de Resident Evil Village, por lo que Microsoft no podrá añadir la octava entrega de la franquicia hasta al menos el 7 de mayo de 2022. El acuerdo también habla de xCloud, Stadia Pro e incluso Xbox Live Gold, probablemente por temor de que Microsoft pueda decidir regalar copias del juego si no pudiera incluirlo en Xbox Game Pass.

Suscríbete!
Notificar
guest
1 Comment
Más viejos
Más nuevos Más votados
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios
Leitad
Leitad
abril 21, 2021 5:24 pm

a tirar de checkera para evitar que la competencia haga sus cosas! que bonito ^^, al final las beneficiadas del game pass seran las compañias sacandole los cuartos a Sony, y mi pregunta es, iba a salir en Game Pass o han palmao pasta sin saber si kiera si iba a salir…