Desde hace unos días se está advirtiendo en las redes de un bug que afecta a la build Insider 18277 de Windows 10 que causa que los usuarios vean sus licencias Pro de Windows sustituidas por las Home, un fallo que ha sido confirmado por Microsoft y que estaría afectando a un gran numero de personas.

Pero en las últimas horas han comenzado a aparecer muchos otros usuarios que también están padeciendo del mismo problema, pero con las versión lanzada al público de la última actualización de Windows 10. Algo que cuando se reportó el problema no estaba ocurriendo.

Este bug hace que las versiones profesionales de Windows 10 se conviertan en las licencias más básicas destinadas a las hogares señaladas como Home, causando una importante perdida de características destinadas a los entornos laborales y trabajos en grupos de equipos que han dejado de estar disponibles para todos los afectados.

Microsoft ha asegurado que el problema es meramente temporal y que quedará solventado en las próximas 48 horas, ya que el fallo parece residir en los servidores de activación de licencias y estaría afectando a equipos de todo el mundo.