Hoy en OCKD ponemos a prueba en nuestro canal de Youtube una tarjeta gráfica de MSI un tanto peculiar, se trata de la MSI GTX 1080 Sea Hawk EK X, un modelo que incorpora un bloque de refrigeración líquida firmado por EK Waterblocks y que hemos conectado a nuestro circuito de refrigeración liquida personalizado de OCKD en nuestro equipo de pruebas.
El circuito de refrigeración líquida que hemos usado para las pruebas en los diversos juegos que veréis a continuación esta compuesto por un bloque de CPU EK Supremacy y un bloque para las VRM de la placa MSI X99 SLI KRAIT que hemos usado para las pruebas, este se encuentra conectado a dos radiadores de 360x45mm y 360x60mm donde cada uno cuenta con tres ventiladores regulados por PWM que aumentarán de velocidad si la temperatura de la CPU sube. En cuanto a la bomba estamos usando una EK D5 PWM, que también responde a la temperatura del procesador entregando más o menos caudal.
El resto del equipo de pruebas se compone por un Intel Core i7 5820K que alcanza los 4,4Ghz gracias al overclock aplicado, unas memorias G.SKILL DDR4-3000, un SSD Samsung EVO 840 de 250GB y una fuente de alimentación Corsair RM1000 de 1000W, todo montado dentro de una monstruosa caja Thermaltake Core X9 que asegura unos niveles de entrada y salida de aire muy superiores cualquier chasis convencional.
Pasamos con los vídeos para que podáis sacar vuestras propias conclusiones, no olvidéis comentar las vuestras en los propios comentarios de este articulo o en los videos de Youtube:
 




 

Comentarios